Las peculiaridades de las elecciones madrileñas

Continuamos con nuestro seguimiento semanal de las elecciones en Madrid. Hoy toca repasar por qué se trata de unos comicios realmente excepcionales. Begoña Jiménez y Raúl Muñoz ponen el foco en cuestiones tan interesantes como la gestión del Coronavirus, la convocatoria de elecciones en martes o la suerte de los diferentes partidos

Por Begoña Jiménez Torrens (correo-e / Twitter) y Raúl Muñoz García (correo-e / Twitter)

Estas elecciones son, cuanto menos, particulares, y el anuncio no se quedó atrás. Y es que, tal y como ya se ha tratado ya en este blog, la anticipación de las elecciones fue consecuencia de la moción de censura en la Región de Murcia.

Pero la primera particularidad es que, por una cuestión de minutos, y a pesar de que en un primer momento la Asamblea de Madrid había aceptado a trámite las mociones de censura del PSOE y Más Madrid al PP madrileño, finalmente fueron desestimadas por la Justicia.

Sin embargo, esta no ha sido la única, por lo que a continuación queremos destacar lo que a nuestro juicio son las peculiaridades de las elecciones madrileñas del 4 de mayo:

1) Elecciones pandémicas

Esta no es una característica exclusiva de las elecciones en Madrid, ya que no son las primeras que se celebran durante la pandemia, pero la particularidad es que serán las primeras que no repartirán trajes EPI a los miembros de las mesas electorales, ya que el Gobierno de Madrid considera que se garantiza la seguridad con “mascarillas FFP2, distancia de seguridad, productos higienizantes y ventilación, además de una pantalla de protección que será opcional”.

2) Martes no festivo

En política nada es casualidad, y que las elecciones madrileñas sean un martes y no un domingo, como se suelen celebrar tradicionalmente, no se debe al azar.

El artículo 8.2 de la Ley Electoral de la Comunidad de Madrid establece que se tienen que convocar las elecciones entre el quincuagésimo cuarto y sexagésimo días desde la convocatoria, por lo que había cierto margen de decisión.

No obstante, según las encuestas, si el 30% con más renta vota a la derecha, ganaría las elecciones. Además, las rentas más bajas suelen disponer de menos tiempo debido a las jornadas laborales y los desplazamientos, sumado al hecho de que en los barrios con menores rentas predomina un índice de abstención hasta tres veces mayor que en los barrios con rentas altas o muy altas.

Por tanto, no declarar el día de las elecciones festivo puede inclinar aún más la balanza hacia la derecha.

3) Batalla por la supervivencia política

Imagen de klimkin libre de derechos

Estas elecciones son muy importantes para los partidos políticos. El Partido Popular busca reafirmar su gestión de la pandemia, Ciudadanos se juega la continuidad del propio partido y, según las primeras encuestas, también Unidas Podemos podría desaparecer.

4) Ciudadanos se hunde

Tal y como se trató en este mismo blog, y según todas las encuestas, Ciudadanos es el partido más perjudicado de estas elecciones.

Desde el “no” a Sánchez en las elecciones generales de abril de 2019 y la posterior dimisión de Albert Rivera, Cs ha perdido un gran número de escaños en todas las elecciones realizadas posteriormente.  

Es por ello que para la formación naranja son unas elecciones decisivas, ya que podría convertirse en un partido extraparlamentario en la Comunidad de Madrid.

5) El último baluarte del Partido Popular

En el actual contexto de la Covid-19, la política gira en torno a la gestión de la pandemia, por lo que la única forma de ejercer una oposición fuerte es realizar una gestión diferente a la del PSOE.

Isabel Díaz Ayuso es esa punta de lanza que plantea una gestión diferente a la realizada tanto por el Gobierno de España como por la mayoría de las comunidades autónomas. 

Isabel Díaz Ayuso, presidenta madrileña. Imagen de eldiario.es distribuida bajo licencia CC

De esta forma la gestión de la pandemia, que prima la economía, es la mayor oposición que está realizando actualmente el PP al PSOE, siendo Ayuso vista como la contrincante directa de Pedro Sánchez, papel que le correspondería, sin embargo, a Pablo Casado.

6) Iglesias dimite como Vicepresidente

Una de las peculiaridades más destacadas es que todo un Vicepresidente del Gobierno haya decidido abandonar su cargo para presentarse como candidato a unas elecciones autonómicas, como se trató en el post anterior de seguimiento de esta campaña madrileña.

Y es que Pablo Iglesias, influido por las primeras encuestas que no auguraban buenos resultados para Unidas Podemos, y dado que su imagen pública se estaba deteriorando, aprovecha su salida para proponer como sucesora a Yolanda Díaz, la ministra mejor valorada dentro de su propio partido y por encima de varias ministras socialistas.

Por ello, todo apunta a que la salida de Pablo Iglesias de la Vicepresidencia del Gobierno responde a una estrategia política elaborada.

En definitiva, las próximas elecciones a la Comunidad de Madrid conllevan una serie de particularidades que las vuelven excepcionales, lo cual hace que tengamos que prestar especial atención a lo que ocurrirá el 4 de mayo.


Hasta aquí el artículo de Begoña Jiménez y Raúl Muñoz. ¿Qué os ha parecido? ¿Añadiríais alguna otra peculiaridad a las elecciones del 4 de mayo?

Si no quieres perderte nuestra cobertura de las elecciones en Madrid, ¡suscríbete!

Mediante esta suscripción aceptas recibir información de POLITICA Y MEDIOS .NET y muestras tu conformidad con nuestra Política de privacidad.

¡Salud y ciencia!


– Imagen de portada de eldiario.es distribuida bajo licencia CC

– Nueva sección de Divulgación Universitaria

– Artículos sobre Comunicación: https://goo.gl/ZjN8Gw 

– Artículos sobre Ciencia Política: https://goo.gl/ksCqqp 

1 comentario en «Las peculiaridades de las elecciones madrileñas»

Deja un comentario